Linux Mint 12 confirma su paso a Gnome 3 con adaptación al escritorio tradicional

Linux

Poco se había oído hasta el momento de los planes del que será el nuevo Linux Mint 12, de nombre clave Lisa. Según afirman los responsables del desarrollo no se aventuraban a prometer nada que no pudieran cumplir. Parece que ya está más claro el futuro de la nueva versión puesto que Linux Mint 12 confirma su paso a Gnome 3 con adaptación al escritorio tradicional. Es decir, se apuesta por incorporar ya Gnome 3 pero trabajando con el concepto de escritorio clásico.

Para ello han desarrollado una capa para trabajar sobre Gnome 3 que hace posible este concepto. Se trata de MGSE (Mint Gnome Shell Extension), que habilita un menú inferior muy similar al tradicional de Mint, o los iconos del sistema siempre visibles, entre otras características. Más allá del aspecto en Mint buscan centrar la experiencia del escritorio en la tarea no en la aplicación, como creen que hace Gnome 3. Por ello se facilita cambiar entre ventanas más que entre aplicaciones.

De esta manera se da al usuario la posibilidad de elegir, puesto que esta capa se podrá deshabilitar por completo para tener una experiencia de trabajo completa con Gnome 3. Desde la perspectiva de Mint es lógico un desarrollo en este sentido puesto que aseguran que incrementaron un 40% su cuota de usuarios cuando Ubuntu decidió dar el paso a Unity, por lo que ahora un cambio drástico podría hacerles perder a estos usuarios.

De todas formas en el entorno de escritorio están trabajando también para hacerlo compatible con MATE, un fork de Gnome 2.32 para instalarlo junto a Gnome 3. Se opta por MATE dado que entraban en conflicto Gnome 3 y Gnome 2.32 instalados simultaneamente. La idea es hacer compatible ambos entornos de escritorio para que el usuario pueda elegir entre uno u otro al inicio de sesión. Para ello están trabajando en colaboración con los desarrolladores de MATE para resolver los problemas que se plantean en esta convivencia.

Por último todavía no tienen fechas de previsión de la nueva versión. Aproximadamente solía salir la versión a finales de Noviembre, pero con Linux Mint 12 quieren esperar hasta tener todo bien resulto y poder ofrecer a los usuarios un experiencia satisfactoria para su uso.

Parece una forma lógica de afrontar una transición entre un concepto de escritorio al que el usuario está acostumbrado desde hace muchos años y el nuevo concepto más centrado en las aplicaciones. Lo cierto es que muchos usuarios llegaron a Mint buscando mantener este concepto clásico de escritorio y no sería lógico que cambiara de forma radical con la llegada de Gnome 3. Ahora toca ver como funcionará el invento.

LosLunesAlSol

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *