Llegó Firefox 6: ¿qué hay de nuevo?

Como ya nos tiene costumbrados en las últimas versiones, Mozilla publicó en sus servidores el paquete definitivo de Firefox 6, cuyo lanzamiento oficial recién está previsto para este martes. A raíz de su ciclo veloz de desarrollo, no pueden verse grandes novedades en el aspecto visual, sino que las pocas novedades se concentran en temas que desvelan desde hace tiempo a los desarrolladores: mejorar el rendimiento, la estabilidad y la usabilidad.

Si quisiéramos ser estrictos, lo cierto es que sería más adecuado hablar de un Firefox 5.5, aunque es una cuestión que ya no preocupa demasiado a los fabricantes (Google en particular). De hecho, en Mozilla planean ocultar el número de versión, indicando apenas si el producto se encuentra actualizado y cuándo se efectuó la búsqueda por última vez. Pero, igualmente, hay detalles para destacar:

Permisos para sitios web: esta es la estrella del lanzamiento, porque hay controles granulares para cada sitio web visitado, permitiendo decidir si podrá almacenar cookies, mostrar pop-ups, instalar complementos o conocer la ubicación geográfica, entre otras características. El cuadro de diálogo es accesible desde about:permissions, donde aparece una lista con todas las páginas visitadas.

Ajustes en el Administrador de Complementos: en este apartado, crucial porque la personalización es un punto fuerte de Firefox, ahora existe un acceso directo a Plugin Check. De esta manera, podemos acceder fácilmente a la herramienta que verifica si todos nuestros plugins están al día, evitando así problemas de seguridad. El objetivo a futuro es lograr una integración total con el browser, como ocurre con las extensiones.

Herramientas para desarrolladores: aparte de haber sido agrupadas en un menú, tanto la consola de HTML como la que muestra los errores de JavaScript sufrieron pequeños retoques. Al mismo tiempo, se estrenó Scratchpad, una funcionalidad que nos ayuda a probar código JavaScript directamente desde el navegador. Sus competidores también han logrado avances en dicho sentido, así que no podía quedarse atrás.

Modificaciones estéticas: durante nuestra navegación habitual, notamos que ahora se resaltan los dominios en la barra de direcciones, ayudándonos a evitar posibles ataques de phishing. También se introdujeron pequeños cambios en los íconos que nos avisan sobre la seguridad de un sitio, así como una mayor promoción de Firefox Sync en varios sectores, especialmente cuando se nos pregunta si deseamos guardar contraseñas.

Rendimiento y estabilidad: como siempre, algunas de las obsesiones de Mozilla son evitar la mayor cantidad posible de caídas del programa, al igual que reducir el uso de recursos y el consumo de memoria. Aquí se ha dado un nuevo paso en dicho sentido, aunque el cambio más importante lo veremos en Firefox 7, porque la idea es que utilice un 50% menos de memoria.

Para probarlo ahora mismo, deben pasar por el servidor FTP, donde están disponibles los paquetes para Windows, Mac y Linux. Por ahora, pueden verse las notas de la versión correspondientes a la beta, aunque la corrección de numerosos fallos ya debería ser una buena excusa para actualizarse.

Por Sebastián Herrera

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *